sexta-feira, 26 de março de 2010

Infinito




Era una niña de apenas siete u ocho cuando, ante mi curiosidad por descifrar el significado del término infinito, mi abuelo me explicó que infinito era algo que no se acababa nunca.





- ¿Y el número infinito?
- Es uno al que nunca se llega.
Imagínate cómo será que si una persona empezase a contar cuando nace, al morir
todavía no habría acabado.

Años después, en el bachillerato, un profesor de matemáticas nos mostró las diferentes maneras que cada uno, en función de su origen geográfico, tiene de visualizar el infinito:


- Yo, como buen, andaluz, el infinito lo imagino como una extensión de tierras secas, bajo un sol ardiente. Ustedes, seguramente, verán un mar ilimitado y brumoso.

Pero para mí la representación del infinito está contenida en las botellas de anís La Asturiana, donde una mujer sostiene una botella que contiene una etiqueta en la que una mujer igual que ella sostiene una botella que contiene una etiqueta en la que una mujer igual que ella... y así hasta ahí, hasta el infinito.

11 comentários:

Anônimo disse...

Pues a mí tu botella de anís me sugiere el concepto informático de recursividad.

Buen fin de!

María

Portorosa disse...

Qué guay, qué infinito más original.

(Concepto informático, concepto informático... ¡Mira, por favor! ¡Pero qué conceptos va a tener eso, mujer! Prestados, serán todos prestados de otras ciencias. Corrijo: de las ciencias.)

Portorosa disse...

¿Se da cuenta de que la gaiteira de la foto es la primera pin-up gaitera asturiana?

Vestida y muy vestida, ya lo sé, pero pin-up al fin y al cabo. Sólo hay que verle la cara.

A filla do mar disse...

Y lo que me costó encontrarla!!

Es por ponerle el puntito erótico-festivo, para compensar lo de la Semana Santa, el ayuno y todas esas cosas...

Anônimo disse...

Pero está alguien haciendo ayuno...? Alguien CELEBRA la Semana Santa?-
LLS.

A filla do mar disse...

Esto…
pues supongo que no. Yo lo celebro porque hay vacaciones, pero sin ser creyente no cuenta, no?

NáN disse...

Una pin-up bastante Lolita, dicho sea de paso. ¡Estos bebedores de anís de sueños putos!

Con respecto a ese infinito, me mareo y me bajo al llegar a la imagen número 101, que por cierto con el anís asturiano hace un sol y sombra de-li-cio-so.

Me voy a libinosear con la jovenzuela.

Anônimo disse...

Eso pasaba también con la etiqueta de los botes de leche Nutricia.
Por cierto, hablando de leches, la de iniciación de Nestlé se llama NaN.
¡Olé!


Sirwood

NáN disse...

ostis! ¿A que me denuncian por apropiación de nombre de marca? ¡Sería la leche!

Quedo abrumado por la diversidad de su cultura, Sir Sirwood.

Anônimo disse...

¿Pero ha visto, NaN, la putada que me han gastado estos cabrones? Han apagado las bombillas y me han retrasado el cambio climático un milisegundo. Hay que ser bordes. ¡Montoneeeeeros!

Sirwood

Anônimo disse...

Y, encima, ahora va el Cameron y dice que hizo Avatar para "combatir el escepticismo de la gente y concienciarles sobre la necesidad de actuar pronto contra el cambio climático". El mamón dél.
El día que me ponga, voy a explicar yo con pelos y señales la necesidad de acelerar el cambio climático, única manera de que este planeta por ahora llamado Tierra dure los 10.000 millones de años para los que está programado; habitado por las especies que lo tengan que habitar en cada momento, y dando paso unas otras, como manda la urbanidad.
Y no diré más, que me se llevan los demonios. ¡Valeinte cuadrilla de indocumentaos, incluido el Cameron ése, por Zeus!

Sirwood